Archivo de la etiqueta: tiempo

A mis 33 años.

image

Juan 17:4,6a  “Yo te he glorificado en la tierra; he acabado la obra que me diste que hiciese. He manifestado tu nombre a los hombres que del mundo me diste…”

Jesucristo tenía muy clara la obra que Dios el Padre  le había encomendado que hiciera. Y ya casi al final de su vida, antes del sufrimiento de la cruz pudo decir estas hermosas palabras que cada cristiano debería decir.

Estaba pensando en que tengo 33 años de edad, aproximadamente la misma edad que Jesús tenía cuando fue crucificado. (Por la misma razón muchas personas dicen el viejo chiste que ya estás listo para ser crucificado cuando tienes 33. Bueno… )

Yo personalmente no he hecho mucho en la vida, he obtenido pequeños logros, pero no todos lo que me hubiera gustado tener a esta edad. Algunos solo por circunstancias, otros claramente por la voluntad de Dios y otros por pecado (flojera, dejadez, carnalidad, pensar en las cosas de la tierra y no en las del reino de los cielos, etc.) Si yo me muriera ahora mismo quedarían  muchos de mis sueños en el tintero, muchas cosas que me hubiera gustado hacer, proyectos personales, para Dios, proyectos en la iglesia, se irían conmigo a la tumba, y a este punto quería llegar. Es posible que te preguntes, ¿Por qué es tan drástico? Bueno el asunto es que Dios hizo planes conmigo que los tenía preparados desde antes. Efesios 2:10  “Porque somos hechura suya, creados en Cristo Jesús para buenas obras, las cuales Dios preparó de antemano para que anduviésemos en ellas.” Esas obras que preparó, para que las hiciera yo, las tengo que hacer YO, porque tienen mi nombre. No estamos hablando de la voluntad de Dios en cuanto a algo general, ya que Él puede usar muchas personas diferentes, pero los planes que tiene  para mi vida los tengo que cumplir yo.

Jesús tuvo 3 años para hacer la obra que el Padre le dio y no buscó hacer su voluntad, ni tomar atajos, lo hizo como tenía que hacerlo y esto agradó al Padre. Administró tan bien su tiempo que cumplió a cabalidad sus labores en la tierra. Él sabía que su tiempo era corto y no podía desperdiciar ni un minuto. Por la misma razón Él se levantaba cuando aún era oscuro para hablar con su Padre. Era esencial para Jesús tomar las primeras horas del día para orar, porque sabía que el ajetreo del día no se lo permitiría.

Jesús hombre vivió como hombre, y puedes encontrar en el nuevo testamento toda su humanidad,

Tenía compasión por los necesitados, ayudaba a estas personas, se cansaba, comía, dormía, hablaba, caminaba, etc. Se humilló a vivir como hombre siendo Dios y se sujetó a eso, haciendo la voluntad de Dios.

Juan 4:34  “Jesús les dijo: Mi comida es que haga la voluntad del que me envió, y que acabe su obra. “

Juan 5:30  “No puedo yo hacer nada por mí mismo; según oigo, así juzgo; y mi juicio es justo, porque no busco mi voluntad, sino la voluntad del que me envió, la del Padre. “

Juan 6:38  “Porque he descendido del cielo, no para hacer mi voluntad, sino la voluntad del que me envió.”

La verdad es que no sé cuánto tiempo te queda en la tierra, no sé cuánto tiempo Dios ya te dio siendo cristiano, ni cuánto tiempo piensas que vas a vivir, pero lo único que sé es que  muchas veces no tenemos tiempo para leer nuestra biblia, pero podemos leer todos los comentarios de facebook. recuerda esto. “Porque es necesario que todos nosotros comparezcamos ante el tribunal de Cristo, para que cada uno reciba según lo que haya hecho mientras estaba en el cuerpo, sea bueno o sea malo.” 2Co 5:10.

Sé que muchos de ustedes no apuestan en casinos y para algunos es hasta una aberración hacerlo, pero lamentablemente es lo que hacemos con nuestra vida. Con cada cosa que nos quita el tiempo de servir al Señor y hacer su voluntad, es como apostar tus horas en una ruleta en la que nunca vas a ganar. Recuerda esto EL TIEMPO NUNCA SE RECUPERA, NI LA JUVENTUD, NI LA FUERZA. Estas cosas tienen un límite establecido por Dios y cuando el dice que se acaben, se acaban.

Pablo pudo decir estas palabras porque amaba al Señor y su venida. ¿Estás amando al Señor y su venida?

2Ti 4:7-8  “He peleado la buena batalla, he acabado la carrera, he guardado la fe.  Por lo demás, me está guardada la corona de justicia, la cual me dará el Señor, juez justo, en aquel día; y no sólo a mí, sino también a todos los que aman su venida.” 

Anuncios